Tecnología de la Fabricación

Para fabricar productos de calidad garantizada, es fundamental la adecuada aplicación y uso de las tecnologías apropiadas, tanto en su correcto desarrollo como en el preciso control de los procesos.

Esencial es el empleo de básculas de precisión ajustada a cada tipo de pesada, lo que, unido a la correcta calibración de las mismas, asegurará una dosificación exacta, fundamental en este tipo de productos.

Pero no solo la precisión en la dosificación es importante. Una mezcla homogénea es primordial a la hora de garantizar sus resultados. Por eso, elaborar una premezcla de microcomponentes se convierte en un recurso necesario, y el empleo subsiguiente de una buena mezcladora, así como la aplicación de los tiempos exactos de mezclado, imprescindible para poder garantizar al cien por cien cada unidad de producto que sale de nuestra fábrica.

Además, el empleo de una tecnología de impulsión neumática por todo el circuito, asegura un producto limpio, libre de sustancias indeseadas, ya que este tipo de instalación destaca por su alta eficacia a la hora de evitar contaminaciones y acumulación de suciedad en zonas inaccesibles para transportes mecánicos como tornillos sinfines o elevadores de cangilones.